9 Razones por las cuales los pecadores se acercaban a Jesús pero no se acercan a nosotros

1. Porque nos quejamos:

Honestamente, ¿a quién le gusta pasar tiempo con gente que siempre se está quejando y lamentándose? Puedes amarlos pero, ¡que difícil es disfrutarlos!

Estar serio no es un fruto del espíritu; quejarse no era parte del plan. De aquí que Jesús dijo muy poco sobre el imperio corrupto, brutal y abusivo en que Él vivió. De haberlo hecho el Nuevo Testamento sería demasiado largo.

“Nuestra tarea no es protestar del mundo para que alcance una conformidad moral, es atraer al mundo a la belleza salvadora de Cristo.”  Brian Zahnd

2. Porque les predicamos, pero no los alimentamos:

Cuando le hablo a la gente de la adopción que tengo en proceso, sus corazones se abren y se interesan en  escuchar más de nuestra historia. El mundo está hambriento de una vida que esté más allá de su vida propia. La gente esta buscando alegría , gozo, propósito y sacrificio.  Pero la iglesia continua tratando de atraerlos con riquezas, éxito y poder.

Jesús le predicó a una multitud de 5000 y luego los alimentó a todos. Por alguna razón nosotros queremos predicarle a las multitudes y que sea esa multitud la que alimente a los pocos que predicamos. Algo está al revés.

Yo sé que las buenas obras no salvan a nadie … pero si revelan a Aquel que salva.

“Un mundo materialista no será ganado para Cristo por una iglesia materialista.” David Platt

3. Porque nosotros pecamos (mientras le decimos a los demás que no lo hacemos):

Todos fallamos. Y el mundo estaría más atraído a nosotros si simplemente lo admitiésemos. Jesús  nunca pecó pero sí estaba cómodo con su humanidad; y eso lo hizo accesible. El experimentó hambre, ira, cansancio y dolor. Y sabemos de esas experiencias porque experimentó todas esas cosas en compañía de otros y hay recuento de ellas en el Nuevo Testamento. Jesús no tuvo miedo de ser real, frágil, débil, de ser humano y no tenia vemos de que los demás lo vieran en esa condición.

“Con Jesús no hay nosotros y ellos – solo hay nosotros.” – Greg Boyle

4. Porque leyeron la sección de comentarios de nuestros blogs:

Jesús dijo que el mundo creerá que somos del Padre cuando seamos unos con otros. Esta fue Su última oración antes de la Cruz. Su última petición al Padre. Y todavía esta esperado la contestación.

Criticas, enojo, insultos… y el 99% de las veces es de hermanitos cristianos.

“Debemos tener unidad, no a todo costo, pero si a todo riesgo. Una Iglesia unificada  es la única ofrenda que deberíamos atrevernos a presentar al que viene, a Cristo, porque es solo allí que Él encontrará habitación para morar.” – Charles H. Brent

5. Porque nos olvidamos de contar historias:

Jesús usaba parábolas e imágenes con las que las personas se podían identificar. Su plan no era explicar las cosas paso a paso, era abrir los corazones para cosas mayores, una historia preciosa, un Reino revolucionario.

Lucas 15 dice que los colectores de impuestos y los pecadores se acercaban para escucharlo a Él. Y fue allí donde compartió las parábolas del buen pastor, la moneda perdida y el hijo pródigo. Las narrativas máximas de redención, regocijo y gracia en la Biblia.

6. Porque categorizamos el pecado:

Y apesta a hipocresía. A nadie le gusta el “yo soy mejor que tú”.  Y muchas veces eso es precisamente lo que hacemos con nuestra salvación, la usamos como una tarjeta de presentación para reclamar superioridad.

“Para Él, todo pecado es igual de malo, y todos los pecadores son amados igualmente.” – Judah Smith

7. Porque no ‘jangueamos’ con ellos:

Simple. Ve y hazte amigo de un ateo, de un budista, de un homosexual. Muy rápido te darás cuenta que son personas bellas y quebrantadas como tú. En casa ya nos cansamos de simplemente predicar esto, comenzamos a envolvernos. Y de manera extraña, al hacer amigos a personas no-cristianas, hemos descubierto salvación tanto como han sido salvados ellos.

“Amistarse con alguien con el propósito de evangelizarlo es manipulativo y destrozar la confianza.” Christine Pohl

8. Porque nosotros no los sanamos:

Jesús lo hizo. Y eso hace toda la diferencia. Cuando la gente está en dolor (físico o emocional) se abren a cualquier cosa que los sane. Solo quieren que el dolor se detenga. Y Jesús sanó todo tipo de padecimiento y enfermedad a todos los que a Él vinieron.

Es tiempo de redescubrir los caminos sobrenaturales de nuestro camino.

“Si le damos la asignación a diez nuevos creyentes de estudiar la Biblia para encontrar el corazón de Dios para esta generación, ninguno de ellos concluiría que los dones espirituales no son para hoy.”   Bill Johnson

9. Porque nosotros mismos no vamos a Jesús:

La Biblia es clara, Amamos porque Él nos amó primero. Todo comienza y termina en Él. Y es bien posible que tengamos poco que ofrecer a nuestra generación perdida, porque nosotros mismos estamos perdidos.  Necesitamos pan fresco … y todos sabemos cuan seductor puede ser el aroma del pan fresco.

“Mi más profunda convicción sobre mí mismo es que soy profundamente amado por Jesucristo y que no he hecho nada para ganármelo o merecerlo.” Brennan Mannin


 

Jonathan Merritt lo dijo con maestría, “Cristo predicó el Reino dondequiera que fue, pero también forjó indiscriminada e incondicionalmente relaciones con aquellos que se encontraban al margen de la sociedad, ofreciéndoles un asiento en la mesa del Padre.”

Yo estoy orando por un mover de Dios que nos encuentre salvando al perdido en vez de estar salvando la Cristiandad.

Abrazos. 

 

“Sé como Jesús: Pasa suficiente tiempo con pecadores para que arruines tu reputación con los religiosos.”

Joshua Harris: Humble Orthodoxy

Deja un comentario

Tarjeta de Conexión